SAN TELMO

Defensa 1213

Este flamante emprendimiento familiar que recién abrió en San Telmo tiene un encanto particular que va un poco más allá de hacerte sentir como en casa por estar atendido por sus propios dueños. Lo que lo hace realmente diferente es la decoración plagada de objetos vintage de todos los colores. Según pudimos averiguar, estuvieron coleccionando cosas durante toda su vida y casi que abrieron este bar para poder exponerlos. Por eso, les recomendamos que vayan, se pidan una buena birra y se dejen llevar por todo lo que hay alrededor. No se van a arrepentir.


MAS BIRRERIAS DE SAN TELMO